Cada mes destacamos varios productos, que se recomienda cocinar o comer durante cada época del año.

Este mes de Febrero, podríamos hablar de una gran cantidad de productos, sobre todo en mariscos y pescados. Pero hemos querido centrarnos uno muy nutritivo y especial, los mejillones. Un ingrediente que siempre ha tenido muy buena reputación e infinidad de beneficios para nuestro organismo. Ideal para una cocina y dieta baja en calorías.

Los mejillones, ricos en proteínas y nutrientes, son uno de los moluscos más apreciados en la cocina.

Los beneficios más positivos de este producto son:

La reparación y crecimiento de los tejidos
- Sus propiedades anti-inflamatorias
- Su gran nivel de grasas polisaturadas como por ejemplo el conocido Omega-3
- Ayuda a tratar la depresión: La vitamina B-12 interviene en distintas funciones corporales. Algunos índices psicológicos o de comportamiento relacionados con la depresión pueden mejorar con la administración de suplementos de esta vitamina.
- Mejora la salud de huesos, dientes, etc.
- Contienen mucha vitamina C que ayuda a la reparación y mantenimiento de nuestra piel y cuerpo, como por ejemplo: curar heridas, controlar infecciones y cicatrizar.
- Ayuda a combatir infecciones gracias a la estimulación de la producción de glóbulos blancos. Restaurando así huesos y células.
- Controla la presión arterial.
- El cuerpo utiliza el sodio para controlar la presión arterial y el volumen sanguíneo, así como los músculos y los nervios funcionen correctamente.
- Ricos e fósforo, un mineral presente en todas la células del cuerpo, su función principal es la formación de huesos y dientes.
- Alto contenido en potasio, un mineral necesario para el correcto funcionamiento, ya que ayuda a que los nervios y los músculos se comuniquen.
- Existen varios tipos y clases de mejillones pero los más consumidos son el Mytilus edulis – un mejillón que se encuentra en el mar Atlántico y el Cantábrico- y el mejillón del mar Mediterráneo también conocido como el mejillón rubio.

Antes de su consumo, es muy importante limpiarlos bien antes de cocinarlos, para eliminar suciedad y asperezas y así aprovechar todos los nutrientes y sabor.

En Gustos podréis encontrar los mejores mejillones del Mediterráneo servidos en un plato estrella: Mejillones a la marinera.

Otras entradas del Blog